El Ayuntamiento de Sant Cugat se dotará de un nuevo marco de 'contratación responsable'

La Junta de Gobierno Local de Sant Cugat ha aprobado la creación de la Comisión sobre contratación pública responsable con criterios sociales y medioambientales que tendrá como misión la elaboración de un documento marco que fije los criterios que permitan al Ayuntamiento aplicar políticas de responsabilidad social corporativa en la contratación de personal o empresas concesionarias de servicios.

Este nuevo marco debe permitir al consistorio ir más allá del cumplimiento de las obligaciones que fija la ley. El gobierno defiende que "los contratos de las administraciones han de realizar una política favorable al progreso social y económico, haciéndose compatibles los requerimientos de eficiencia, racionalización y ahorro de costes con la preservación de los aspectos medioambientales y sociales, con incidencia directa en la promoción del empleo, la atención a las situaciones de vulnerabilidad y el riesgo de exclusión social".

Ya hace años que desde el Ayuntamiento se están aplicando cláusulas sociales y medioambientales en los contratos públicos en la medida en que lo permitía la legislación básica estatal vigente. De ahí ha salido la incorporación de nuevo personal vinculado a la situación de desempleo para los servicios de mantenimiento de las franjas forestales; la obligación de subcontratación a centros especiales de trabajo por los servicios de mantenimiento de parques y jardines, o la contratación de personas en situación de riesgo de exclusión social en el servicio de limpieza de edificios municipales.

La comisión, pues, pretende -a través de la contratación pública- fomentar el empleo de calidad, fomentar la inclusión social y garantizar la sostenibilidad ambiental.

En el proyecto del Plan de Gobierno 2011-2015 y dentro de la estrategia económica, social y medioambiental marcada por la alcaldesa apuesta por un nuevo modelo de relación entre el Ayuntamiento y la ciudadanía, basado en la transparencia, la colaboración y la corresponsabilidad. En este sentido, el pleno de febrero de 2013 ya aprobó por unanimidad el documento Medidas para garantizar la transparencia y el buen gobierno en la actuación municipal donde se establecen una serie de compromisos con el objetivo de mejorar la gobernabilidad.

La comisión estará presidida por la alcaldesa, Mercè Conesa, y estará integrada por personas de perfil político, también técnico, así como con representantes de la intervención municipal y los servicios jurídicos. La voluntad del gobierno es que este nuevo marco regulador esté listo antes de este verano.

 
Fuente: Ayuntamiento de Sant Cugat
 
volver al listado de noticias

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede saber más sobre nuestra política de cookies aquí

Acepto
Top