El PECT "Anoia Connected car living lab" se presenta en el Campus Motor Anoia

Antes de finalizar el año se presentó en el Campus Motor Anoia el Proyecto de Especialización y Competitividad Territorial (PECT) "Anoia connected car living lab", impulsado entre otros por el Consejo Comarcal del Anoia, los ayuntamientos de Castellolí e Igualada, la Fundación catalana del Deporte del Motor (Parcmotor Castellolí), la Universidad Abierta de Cataluña (UOC), con el apoyo del Cluster de la Automoción de Cataluña, el Clustermoto y la Unión Empresarial del Anoia.

La presentación en Castellolí llega más de un año después de que arrancara el proyecto, con un análisis de la estrategia comarcal, la estrategia del Gobierno y de la UE en torno al vehículo conectado y autónomo, y se configuraron mesas de trabajo y reuniones con empresas, centros de conocimiento, personas y administraciones. Gracias al PECT, Anoia forma y formará parte de una estrategia y del ecosistema de consolidación del vehículo conectado y autónomo en Cataluña, destacando la importancia de la industria del motor en el país y sus oportunidades de negocio futuras.

La Anoia es el espacio más adecuado para este proyecto dado que dispone de una situación geoestratégica privilegiada, a menos de 50 kilómetros de Barcelona y de su aeropuerto, una conexión viaria con la A-2 y el Eje Diagonal, sin obviar, a la vez, que está a 60 km del Circuito de Cataluña, a 60 km de IDIADA, y a pocos kilómetros de las dos principales compañías que fabrican en Cataluña (SEAT y NISSAN).

También hay que tener en cuenta el ecosistema territorial con que cuenta, único en Cataluña: el Campus Motor Anoia, el Parque Motor de Castellolí, el espacio industrial y de servicios para actividades vinculadas al motor en Castellolí con los servicios a punto, y el ecosistema universitario e innovador de Igualada y la Universidad Abierta de Cataluña (UOC).

En el acto estuvieron presentes los co-solicitantes del PECT, el presidente del Consejo Comarcal del Anoia, Xavier Boquete, el alcalde de Castellolí y consejero del Campus Motor, Joan Serra, la teniente de alcalde de la Ayuntamiento de Igualada, Ángeles Chacón, el presidente de la Fundación Catalana para el Deporte del Motor, Jordi Mas, el profesor del Área de Gestión de Recursos de Información y Sociedad de la Información de la UOC e investigador del IN3-UCP, Pablo Lara y colaboradores del proyecto como el product manager, Mobility and Lightweight Vehículos de Applus IDIADA Ricardo Satué, la directora de la Sociedad de técnicos de la automoción, Maite García, el profesor de la Universidad Politécnica de Cataluña y asesor de Cellnex, Emili Hernández, Joaquín Vidal y Alfred Poch del Instituto Catalán del Suelo, el presidente de TIC Anoia, Jaume Catarineu y el presidente de la Unión Empresarial de la Anoia Blas Paco.

El presidente del Consejo Comarcal, Xavier Boquete, destacó que el proyecto ha servido de excusa para que todos los presentes se encontraran y trabajaran para conseguir un objetivo y definir qué debe ser la comarca de la Anoia en un futuro inmediato, "utilizando absolutamente todo lo que hay en la comarca". "No nos quedaremos aquí, este proyecto puede ser un embrión, y hemos encontrado una muy buena forma de trabajar", elogió, indistintamente de si se consigue o no la subvención.

El alcalde de Castellolí y consejero del Campus Motor, Joan Serra presentó el PECT destacando que el de la Anoia es un "territorio idóneo" y que ofrece como oportunidades "poner en valor los recursos existentes, religar estos recursos y generar sinergias entre ellos, y dar un paso más hacia la creación de la necesidad de especialización alrededor del motor". También quiso hacer hincapié en el hecho de que el proyecto ha sido un trabajo en equipo, "fruto del trabajo de todos", con implicación pública y privada: "Es una petición de una subvención con financiación europea. El trabajo en equipo para pedirlo, para definir una línea estratégica de qué queremos ser, y, lo más importante, como aportamos recursos cada uno de nosotros, es algo para agradecer ", afirmó Serra. Sierra también concluyó que el proyecto es muy importante para la Anoia y Castellolí "para comenzar a captar y crear empresas, crear oportunidad, riqueza en el territorio y puestos de trabajo".

Por su parte, la directora técnica del Campus Motor, Silvia Biosca, desarrolló los objetivos y las operaciones que serán necesarias llevar adelante el proyecto. En este sentido explicó que para impulsar la estrategia del proyecto "Anoia Connected Car Living Lab", se llevarán a cabo 5 operaciones. La primera operación quiere alinear todo el ecosistema universitario e innovador de Igualada con el coche conectado a través de cursos orientados a la automoción en el sector TIC dirigido a estudiantes universitarios; la realización de competiciones internacionales; el despliegue de células de innovación y diseño por medio de la participación de estudiantes en el diseño de proyectos de I + D; y avanzar con la formación en simulaciones críticas. La segunda operación pondría en valor el nuevo sector de actividades económicas de Can Parera conectando el polígono con el campus y el circuito, para obtener un distrito industrial competitivo y especializado en el coche conectado. La tercera operación constaría de programas de preparación del entorno empresarial existente, un programa de emprendimiento e innovación; la mejora de los espacios del Campus del Motor, y, finalmente, incrementando los usos del Campus. La cuarta operación estaría relacionada con el ParcMotor como centro de servicios, y la quinta con la creación de futuro, a través de prospectivas sobre tendencias de mercado; realizar I + D + I en torno a las áreas de gamificación, media, seguridad TIC; aprendizaje en línea; y testeo de productos.

Los coches conectados posibilitan la transferencia de datos vía internet entre el coche y su entorno, una conexión habilitada por medio de módulos de comunicación o instrumentos como los teléfonos inteligente. Los vehículos conectados deben permitir unas carreteras más seguras, la reducción de consumos energéticos y mayor calidad de vida.

Actualmente el 10% de los vehículos incorporan conectividad, porcentaje que llegará al 90% esta década. La variedad de los servicios para coches conectados abre la posibilidad a muchas compañías, especialmente del sector TIC, de trabajar en procesos de innovación.

Los "living labs" son bancos de pruebas reales y entornos de experimentación donde usuarios y productores pueden co-crear innovaciones, acciones sobre el talento, para equipar el territorio y el ParcMotor, acciones sobre el tejido empresarial y con un programa de emprendimiento e innovación, y detectar cómo evoluciona el sector y encontrar oportunidades futuras de negocio.

La teniente de alcalde de Igualada Ángeles Chacón apuntó que la capital del Anoia "aportará infraestructuras y conocimiento" al proyecto, el investigador de la UOC Pablo Lara avanzó la importancia que tendrá la digitalización del conocimiento y que "el connected car es eso, es el coche digital, datos, una nueva forma de entender lo que vendrá". Jordi Mas, presidente de la Fundación Catalana para el Deporte del Motor, reconoció que este es "un muy buen proyecto" y que "sin haber nacido ya ha dado sus frutos".

Por Product Manager, Mobility and Lightweight Vehículos de Applus IDIADA Ricardo Satué, pronto cambiará el paradigma de la movilidad, de "cómo utilizamos y compramos los vehículos", y el "uso de los servicios de movilidad" gracias a incorporaciones a los vehículos como la "conectividad" y la autonomía de éstos. Y Maite García, directora de la Sociedad de Técnicos de la automoción constató que desde el 2015 la tendencia de las novedades en el sector está relacionada con la conectividad.

Según Jaume Catarineu, presidente de TIC Anoia, "el connected car es un ámbito que abarca muchas tecnologías, es muy transversal, desde temas de conectividad, hasta nuevos protocolos o inteligencia artificial", lo que supone una "oportunidad para las empresas TIC de la comarca".

El presidente de la Unión Empresarial de la Anoia, Blas Paco, definió el proyecto como "de comarca y de país": "Los empresarios de la Anoia ya hace tiempo que tenemos claro que el motor debe ser una de nuestras especializaciones y líneas de trabajo de futuro, un sector fundamental en la economía de nuestro país ", remachó. El papel de EAU en el proyecto, según Paco, ha sido y será "de conector", para "contribuir, ayudar y facilitar el diálogo entre las partes".

El proyecto "Anoia connected car living lab" está enmarcado en el RIS3CAT y en el Programa operativo Fondo europeo de desarrollo regional (FEDER) de Cataluña 2014 hasta 2020, que promueven el Departamento de Gobernación, Administraciones Públicas y Vivienda de la Generalidad de Cataluña y el FEDER de la Unión Europea.

La presentación también contó con la presencia de los campeones Joan "Nani" Roma y Alex Haro, que dejaron al cemento del Campus Motor Anoia la huella de una de las ruedas del coche con el que competirán este año en el Dakar.
 

volver al listado de noticias

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede saber más sobre nuestra política de cookies aquí

Acepto
Top