Sant Vicenç dels Horts aprueba el derribo del edificio de Ca la Manela, paso previo para construir la guardería municipal El Petit Mamut

La Junta de Gobierno Local ha aprobado el inicio de las obras para derribar el edificio de Ca la Manela, ubicado en el barrio de Vila Vella entre las calles de Barcelona y de Mossèn Josep Duran. En estos terrenos se construirá la nueva guardería municipal El Petit Mamut, que supondrá una mejora cualitativa respecto del emplazamiento actual de la calle del Río, ya que se ganará en espacio, en accesibilidad y en eficiencia energética, entre otras mejoras.

La concejala de Educación, Patricia Higueras, ha explicado que "la voluntad del equipo de gobierno es que el vecindario disponga de los mejores servicios públicos lo antes posible. Tendremos un nuevo equipamiento más amplio y moderno para atender a los niños de 0 a 3 años y sus familias ".

¿Cuáles son los plazos?

A principios del mes de octubre se prevé que se derribe el inmueble de Ca la Manela, trabajos que durarán unas dos semanas y que serán delicados ya que se debe retirar mucha cantidad de fibrocemento. A partir de aquí se iniciarán el estudio topográfico de la parcela y el geotécnico del terreno, los contratos de los que ya están a punto. Con esta información, el equipo técnico del Área Metropolitana de Barcelona (AMB) podrá avanzar el proyecto de ejecución, que estará listo a principios del año próximo. Con el documento sobre la mesa, el Ayuntamiento deberá aprobarlo y adjudicar las obras.

Por otra parte, hay que recordar que se han llevado a cabo prospecciones arqueológicas supervisadas por el Departamento de Cultura de la Generalidad de Cataluña y que se ha descartado la existencia de restos arqueológicos de interés.

El nuevo emplazamiento

La ubicación elegida es el ideal para disponer de un nuevo equipamiento, más grande y accesible, antes de que finalice el contrato de alquiler del edificio donde se encuentra ahora guardería El Pequeño Mamut. Además, el emplazamiento nuevo se encuentra muy cerca de la actual, lo que supondrá una comodidad para las familias.

El proyecto anterior, que preveía ubicar el centro en unos terrenos cercanos a la estación de tren de la Vinyala, suponía un proceso mucho más lento que el actual, dado que era necesario modificar el Plan General Metropolitano. Este trámite es complejo y se puede alargar hasta los dos años. Por otra parte, el Ayuntamiento cuenta con informes que desaconsejan que aquel espacio acoja una guardería, ya que se encuentra en una zona con déficit de luz solar y problemas de movilidad.

¿Cómo será el edificio?

La nueva guardería municipal tendrá una superficie total de 458 m2 y un patio de 436 m2. El edificio, que constará de una planta baja y un piso, acogerá cuatro aulas comunes, un aula multisensorial y un espacio polivalente. También habrá espacio para el personal educador, el despacho de dirección, un almacén, baños y vestuarios. El edificio estará diseñado con criterios de accesibilidad, sostenibilidad y eficiencia energética. Habrá dos accesos al edificio: el principal será por la calle de Mossèn Josep Duran, y por los servicios será por la calle de Barcelona.
El proyecto lo gestionan conjuntamente el departamento municipal de Urbanismo y la AMB, con un equipo multidisciplinar de profesionales de la arquitectura, la ingeniería, el paisajismo, etc. además de especialistas en guarderías. También se cuenta con la ayuda del actual equipo educativo de la guardería municipal El Petit Mamut, que colaborará para adecuar al máximo el espacio a las necesidades de los niños y del personal del centro.


 

volver al listado de noticias

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede saber más sobre nuestra política de cookies aquí

Acepto
Top