UPCnet, a por los ayuntamientos

UPCnet, la spin-off tecnológica de la Universitat Politècnica de Catalunya, va a trasladar a los ayuntamientos el sistema de administración on-line que aplica ahora en las relaciones de la universidad con sus 29.000 alumnos. La firma, explica su director de desarrollo de negocio, Baptista Borrell, ha desarrollado una plataforma para que los ayuntamientos ofrezcan conjuntamente los trámites que la ley les obliga a ofrecer vía electrónica a sus ciudadanos: “Realizamos un proyecto piloto con los ayuntamientos de Castelldefels, Terrassa, Manresa y Vilanova i la Geltrú, en los que la UPC tiene campus, para detectar sus necesidades de administración electrónica, para los próximo veinte años”, explica Borrell. Solicitar una licencia de obras, pagar la tasa de mascotas, domiciliar el IBI o solicitar un certificado de empadronamiento son algunos de los trámites municipales que según la ley los ciudadanos deberían poder hacer on-line. “Pocos de los 900 ayuntamientos catalanes permiten la vía electrónica, y los que han empezado el proceso tienen que asumir unas inversiones en tecnología que en el actual entorno de crisis no son sostenibles. Nuestro sistema, como permite hacer los trámites de forma mancomunada y se basa en el programario opensource, reduce el coste a apenas una fracción”, explica Borrell.

UPCnet, que empezó a desarrollar el proyecto hace dos años, ha iniciado ya su comercialización. “Esperamos tener unos cinco ayuntamientos antes de final de año”, explica Borrell.
 

La firma, que factura 14 millones y emplea a 151 personas, tiene clientes como Grífols, Planeta o Solvay

UPCnet, fundada en el año 2000 como una spin-off para gestionar las necesidades tecnológicas de la propia universidad, sigue siendo propiedad al 100% de la universidad, pero tiene hoy a 151 personas en plantilla y factura 14 millones de euros, de los que menos de la mitad proceden ya del campus, con un beneficio de 0,2 millones. “Nunca hemos tenido pérdidas” señala Borrell. La firma, que dirige Carlos Balot, tiene como clientes a administraciones públicas como la propia Generalitat, la Diputació de Barcelona, Mercats de Barcelona o la Corporació Sanitària Parc Taulí.

UPCnet, sin embargo, ha empezado a abrirse al sector privado, para soslayar el estancamiento de la contratación pública. Así, la firma ha logrado contratos para convertirse en el proveedor de e-learning de Grifols, Menarini, Solvay, Aquology y Planeta entre otros. “En e-learning somos muy apreciados porque tenemos una gran ventaja: ofrecer aplicar a la formación interna de la empresa un método tan solvente y experimentado como el que hemos desarrollado para UPC”.


Fuente: La Vanguardia

volver al listado de noticias

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede saber más sobre nuestra política de cookies aquí

Acepto
Top